Mujeres en Red
twitter
twitter


España apoya a UNIFEM y firma un acuerdo marco que financiará programas de cooperación especialmente en América Latina

La Secretaria de Estado de Cooperación, Leire Pajín reafirma su compromiso en defensa de los derechos de las mujeres

Visitas: 6881    Enregistrer au format PDF   

Fue un momento especialmente emotivo e histórico. El Salón de Embajadores del Ministerio de Asuntos Exteriores español acogió la firma del convenio marco entre Unifem y el gobierno español que permitirá la financiación de diversos programas de cooperación para promover los derechos humanos de las mujeres.

Posiblemente nunca antes tal ilustre escenario había dado cabida a tantas mujeres juntas... y ya no decir a tantas feministas empeñadas en que el momento de cambio y transformación que se vive en España pueda beneficiar a muchas otras mujeres que necesitan especialmente apoyo.

Las organizaciones feministas que en los últimos años han estado luchando por una ley integral contra la violencia de género que finalmente fue aprobada en diciembre del 2004 estuvieron presentes y celebraron la firma del convenio, así como representates de algunas ONGS que trabajan en programas de cooperación con mujeres en América Latina o en el Mediterraneo.

En su intervención tras la firma del acuerdo, la Directora Ejecutiva de UNIFEM Noeleen Heyzer celebró especialmente el liderazgo de España en la lucha por la igualdad de derechos entre hombres y mujeres y destacó la Ley Integral contra la Violencia de Género aprobada en España una ley "modélica" -dijo- que servirá de referencia "para numerosos países de todo el mundo".

Noeleen Heyzer viajó a Madrid acompañada de Marijke Velzeboer-Salcedo Jefa de Sección para América Latina y el Caribe de UNIFEM. Marijke denunció que en estos momentos en los que en América Latina tienen preferencia los programas sobre seguridad las mujeres de nuevo estan excluidas. Por ello UNIFEM con el apoyo financiero de España desarrollará diversos programas para la erradicación erradicación de la violencia contra las mujeres en las políticas de seguridad urbana.

Los nuevos fondos van a permitir financiar varios proyectos: uno en Irak, que irá destinado a favorecer la implantación de medios de comunicación en apoyo del estatus y derechos de las mujeres iraquíes; y otro en América Latina, donde se iniciarán tres proyectos en los ámbitos de gobernabilidad democrática y paz con justicia de género en Colombia y Guatemala; erradicación de la violencia contra las mujeres en las políticas de seguridad urbana en Argentina, Colombia y Perú; y lucha contra la pobreza en Bolivia, Brasil, Guatemala y Paraguay.


Intervención de Leire Pajín en la firma del acuerdo

Os agradezco a todas vuestra presencia en este acto, y especialmente a la Directora Ejecutiva de UNIFEM, que se ha desplazado a Madrid hoy para firmar personalmente un Acuerdo Marco con el Reino de España, que siendo el primero, nos sentimos enormemente orgullosos de firmar. Un Convenio que comprometimos el pasado 8 de marzo, dentro de un ambicioso paquete de 53 medidas que el gobierno de España aprobó de apoyo e impulso a la igualdad entre hombres y mujeres.

Sabéis que este gobierno no es sólo un gobierno paritario, sino un gobierno que ha hecho de la igualdad una de las señas de identidad de su acción política y que entiende la igualdad como uno de los ejes transversales que debe cruzar todas las políticas públicas. Así lo hemos entendido también en las políticas de la cooperación española, y de ahí nuestro interés por firmar este Convenio, con el que no sólo queremos reforzar el papel de UNICEF en Naciones Unidades, sino implementar políticas de igualdad de oportunidades en todos los rincones del planeta a los que estamos ayudando.

El Secretario General de la ONU en su discurso ante la Asamblea Extraordinaria Beijing+10, nos recordaba a todos los países del mundo que hay que seguir impulsando los acuerdos de Pekín para fomentar la igualdad y erradicar la discriminación de las mujeres, y que no existe una mejor herramienta para el desarrollo, para reducir la mortalidad, para mejorar la educación, para prevenir conflictos y para conseguir reconciliaciones que respetar los derechos humanos.

Así lo creemos los gobiernos que nos reafirmamos y apoyamos los principios y medidas recogidas en la Plataforma de Beijing+10; así lo pensamos todos y todas las que somos consciente que han sido estas cumbres las que han hecho posible imaginar y construir el mundo de otra manera.

En este contexto, desde España hemos asumido plenamente que la igualdad no es un asunto de mujeres, que la igualdad es un rasgo esencial de una democracia avanzada, y que tenemos que hacer de la Igualdad una de las señas de identidad de la política, si queremos construir una democracia y un mundo simplemente decente.

Desde las funciones que he asumido como Secretaria de Estado de Cooperación Internacional, no me cabe ninguna duda que apoyar y fomentar el papel de la mujer en los tejidos económicos, su participación plena en la vida política, asegurar su derecho a la educación, su acceso a la sanidad, el respeto a sus derechos, su "empoderamiento", son acciones que constituyen un objetivo básico de la cooperación al desarrollo.

Estas acciones en favor de las mujeres tienen además un efecto multiplicador: son una fórmula eficaz para combatir la pobreza, el hambre, las enfermedades, la mortalidad infantil, la degradación medioambiental, para mejorar la educación y la salud, y como dijera recientemente Kofi Anan "ninguna otra política es mas importante para prevenir los conflictos ni para lograr la reconciliación una vez terminado un conflicto"

En 1979, la convención sobre todas las formas de discriminación contra la mujer, CEDAW, identificó la discriminación por razón de sexo como un obstáculo para el desarrollo. Luego, el papel central de la perspectiva de género en todas las políticas y planes de desarrollo, fue reconocido por la conferencia mundial de beijing, en 1995, y desde entonces así lo recogen hoy muchos países en sus programas o leyes de cooperación. Nuestro gobierno, como sabéis ha querido este año establecer por primera vez en el Plan director de la cooperación española, la equidad de genero como eje transversal y como prioridad sectorial.

Pero este año 2005 estamos inmersos además en la revisión de la declaración y de los objetivos de desarrollo del milenio, reconocidos internacionalmente como una suerte de agenda internacional, y que son una oportunidad que debemos aprovechar para avanzar en la igualdad de oportunidades, e impulsar así medidas de igualdad de oportunidades en los países menos avanzados.

Desde la Plataforma de Acción de Beijing del año 95 la realidad de las mujeres en todos los países del mundo no ha avanzado todo lo que hubiera sido deseable, y hoy sigue siendo evidente que la igualdad no es una realidad en ningún país del mundo, y mucho menos en los países en desarrollo: altos índices de violencia de género, la incidencia del vih-sida entre niñas y mujeres, las dificultades y las desigualdad en el acceso empleo, la falta de derechos sexuales y reproductivos, la falta de acceso a la educación, a los bienes productivos, sigue siendo una realidad cotidiana para millones de mujeres en el mundo.

Por eso en la revisión de los Objetivos del Milenio no debemos perder de vista que la igualdad tiene que ser una finalidad en si misma, un objetivo en si mismo, y no un mero instrumento al servicio de otras metas, objetivos o indicadores. Hay que enriquecer y revalorizar la agenda internacional de desarrollo mirándola desde el prisma de la defensa de los derechos de las mujeres, porque las desigualdades de género están estrechamente entrelazadas con cada uno de los retos de desarrollo que tenemos por delante.

Teniendo en cuenta todos estos elementos ¿Qué pretendemos y qué aporta el Acuerdo que firmamos hoy? A partir del presente año, el acuerdo marco que acabamos de firmar nos permitirá aumentar nuestra cooperación con UNIFEM, cuyos objetivos y misión contribuyen a promover estos valores en el marco de naciones unidas y en los países en desarrollo. El trabajo de UNIFEM goza de un gran prestigio internacional. Sus ámbitos de actuación principal tocan los problemas de fondo que arrastran las mujeres desde siglos. Los Derechos Humanos de las Mujeres, su Seguridad Económica, la Gobernabilidad, la Participación Política, la Paz y la Seguridad son claves en su actuación. Además creo que los gobiernos debemos apoyar plenamente la labor de UNIFEM porque entre otras cosas, es la Institución que ofrece el seguimiento de la Plataforma de acción de los acuerdos de Beijín+10.

En el año 2005 la Agencia Española de Cooperación, destinará a programas de UNIFEM, 1.050.000 euros. Esta cifra de más de un millón de euros supone un importante avance en relación a nuestra aportación en años anteriores. Estos nuevos fondos nos van a permitir desarrollar varios programas.

1) Uno en Iraq, que irá destinado a favorecer la implantación de medios de comunicación en apoyo del estatus y derechos de las mujeres iraquíes;

2) En América latina, se iniciarán tres proyectos en los ámbitos de: gobernabilidad democrática y paz con justicia de género en Colombia y Guatemala. Erradicación de la violencia contra las mujeres en las políticas de seguridad urbana en Argentina, Colombia, y Perú, y lucha contra la pobreza en Bolivia, Brasil, Guatemala y Paraguay.

Estos programas serán programas plurianuales, hasta 2008, y en 2006 iniciaremos otros similares en materia de gobernabilidad en otros países americanos.

UNIFEM, nos aporta el valor añadido de su gran experiencia en estos campos y de su una consolidada presencia en América latina: nos parece el mejor aliado posible en la tarea de mejorar las condiciones de vida de las mujeres latinoamericanas.

Es evidente que el trabajo en género de esta Secretaría de Estado no se reduce a este Acuerdo y a estos programas que acabo de anunciar aquí. Estáis aquí presentes organizaciones de cooperación con programas de género en el mediterráneo y en otros países con los que estamos cooperando, y el género como decía antes, es un eje prioritario en nuestro plan de cooperación. Quería sin embargo, haceros partícipes del comienzo de esta etapa de colaboración con UNIFEM, en primer lugar para vuestro conocimiento y también por la conveniencia de que, en todos los lugares en donde coincidimos podamos aplicar los principios de coordinación, complementariedad y coherencia que son fundamentales para el éxito de nuestro trabajo. Es evidente que los caminos de la cooperación y de la acción feminista se tienen que cruzar para ser efectivos en las políticas de desarrollo y erradicación de la pobreza en el mundo.

Concluyo de la misma manera en la que comencé mi intervención, reiterando que la desigualdad entre hombres y mujeres y los derechos de las mujeres, está en la agenda y en la prioridad de la política de este gobierno, pero también está en la agenda de la política de cooperación de nuestro país. Porque estamos decididos a construir un mundo en el que ser mujer o ser hombre no sea una esclavitud para nadie. Donde el derecho a la igual dignidad se vea amparado por el deber de las instituciones de proporcionarlo.

Nuestra ambición es un mundo en el que el nacimiento no determine, inexorablemente, el futuro de nadie. En el que nacer mujer no sea un freno a las capacidades propias, ni una penalidad añadida a la desgracia de la ignorancia y la pobreza.

Y nos ilusiona vivir en un mundo donde los más débiles o los tradicionalmente sometidos tengan su propia voz y la eleven para reclamar que las relaciones sean igualitarias y, por tanto, cooperadoras. En el que, por tanto, el dolor de tantas mujeres sea el dolor de todos. Porque además las sociedades injustas hacen injustos a quienes se desentienden de la justicia.



2005-07


Otros textos

Países :
Serbia
Zonas geográficas :
América Latina

Quizás también te interese

Género en la cooperación al desarrollo: Una mirada a la desigualdad

Editado por ACSUR-Las Segovias, esta publicación tiene como objetivo (...)


La sociedad civil ante la Cumbre del Milenio de la ONU

Acaba de celebrarse la Cumbre del Milenio en la que han participado los (...)


America Latina genera ... la ciudad del conocimiento

Os presentamos un portal con interesantes y amplios contenidos en género y (...)


Declaración de Mozambique sobre mujer y desarrollo

Con ocasión del Día Internacional de las Mujeres y en el marco del (...)


El ’tsunami’ del sureste asiático mató cuatro veces más mujeres que hombres

Intermón Oxfam ha hecho público hoy, cuando se cumplen tres meses del (...)


Género y cultura en la planificación al desarrollo

Esta Guía puede resultar útil para hacer planificaciones participativas (...)


Analizando la Cumbre del Milenio desde la perspectiva feminista

Las mujeres mencionan los logros de los acuerdos de la Cumbre Mundial de (...)


1997 - 2014 Mujeres en Red. El periódico feminista